Los invitamos a formar parte de la historia de nuestra Escuela Naval, aportando con la iniciativa de sacar adelante el compromiso adquirido con el entonces presidente Don Carlos Ibáñez del Campo, quien el 4 de agosto de 1957 en el momento de instalar la primera piedra del actual plantel, indicó “este es el sitio exacto donde se levantará el monumento al héroe Comandante  Arturo Prat, con el propósito de vincular en todo momento a la futuras generaciones con el ejemplo de su vida y heroísmo”.

Es en el Patio principal de la Escuela Naval, donde circulan y están gran parte de su tiempo los Cadetes, por lo que es un lugar privilegiado para alzar un monumento de nuestro héroe máximo, a quien nuestros alumnos puedan observar y reconocer en sus momentos de diario vivir y descanso, permitiéndoles meditar respecto a su ejemplo de liderazgo y valores que lo hicieron entregar la vida por la Patria.

Esta donación por parte de todos los ex alumnos, tiene como propósito dejar un legado en las nuevas generaciones, un recuerdo que quedará plasmado en la historia de nuestra Alma Mater y que fomentará  transmitiendo diariamente los valores y virtudes que poseía el Comandante Prat, quien debe ser el norte y guía en la formación de las futuras generaciones de Cadetes.